miércoles, 7 de marzo de 2007

Cuándo fué tu primera vez?



Hace muchos años cuando me iniciaba en el mundo de la computación estaba entrando en el maravilloso y adictivo terreno del navegador compulsivo. Comenzando como una especie de submundo en mi vida, en el cual me introdujo por cierto (por decirlo de alguna manera) una amiga periodista de manera ingenua y sin creer que a través de la Internet recorrería el universo en segundos y que tendría el mundo en mis manos como siempre lo soñé.
De hecho, que estoy tan involucrada en la tecnología, que les confieso que cuando viví en Europa alejada físicamente de mi gente y mi mundo real no había día que como aire para respirar o comida para alimentarme (literalmente) fuese a un cibercafé para comunicarme con mi allegados.
El internet se convirtió en una herramienta tan vital dentro de mi acontecer profesional y personal que al levantarme, mi primera visita se da antes incluso de poder saludar a mi pequeña hija o hacer una llamada. Prefiero dejar de hablar por celular o realizar otros de mis placeres que dejar de revisar mi computadora.
Sólo y exclusivamente cuando estoy rebelde es que me rehúso a comunicarme con el mundo. Es decir al estar molesta no me conecto en internet, es como para autocastigarme o decirle a la gente que no quiero estar cerca.
El caso, aliados es que hay estudios de expertos en la materia que señalan que la autopista de la información como la llaman se ha convertido en los últimos años en el medio más leído por encima de los libros.
Navegando por cierto en Internet encontré un comentario extraído de la página infobae.com y comenta lo siguiente: “El Universo Digital tiene más de 1.000 millones de usuarios e igual cantidad de dispositivos para tomar imágenes”.
Imaginar que toda la gente que conocemos y/o no hemos visto nunca, están metidos día con día en éste mundo capaz de recorrer en segundos es algo muy interesante. A pesar de la controversia que genera ésta herramienta por aquello de el mal uso por algunos enfermos o la falta de guía hacia los más chicos. Es indudable que es un proceso de avanzada por llamarle de otra manera que llego para quedarse.
Los invito no sólo a utilizar la Internet no sólo para chatear o mandar emails, el internet cuando lo descubrimos más a fondo o lo internalizamos lo podemos tener como nuestro más valioso amigo y tutor.

Carolina Sandoval
P.D: VEAN EL LINK
http://www.infobae.com/contenidos/305016-100796-0-Qu%C3%A9-tan-grande-es-internet-la-actualidad

1 comentario:

La tierra del cacao dijo...

¿Cómo se te ocurre pegar esa foto tan fea? ¡Te mato!
Si tuviste la valentía de ponerla, al menos te hubieses molestado en meterle Photo Shop, hacer un montaje, un truco de luz, sombras, ¡algo!